Religión

Sobre el aborto

Como todos ya sabemos, la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, conformada en su mayoría por personas del PRD, dió luz verde a las mujeres para que pudieran abortar por, entre otras cosas:

  1. Violación (este ya estaba).
  2. Malformación del producto (también ya estaba)
  3. Porque el bebé es un estorbo para el proyecto de vida de la madre (¡háganme el favor!).
  4. Que el producto no pase de las doce semanas de gestación.

Los dos primeros puntos son entendibles, pero no justificables. En el caso de una violación, se entiende que la madre no quiera tener al hijo, pues le puede estar recordando la experiencia traumática. Sin embargo, siempre quedará el recurso de cederlo en adopción. Hay muchas familias que desean con todas las ganas tener un bebé, pero no pueden tenerlo por infertilidad de algún miembro de la pareja o de los dos. Inclusive, así salvarían esos matrimonios, pues hasta donde yo tengo entendido, la esterilidad es una causal de divorcio.

En el caso de la malformación del producto, la unica atenuante (que no justificante) que propondría es que se le evitarían más sufrimientos al pequeño, pero eso suena a "cortar por lo sano" y por lo más fácil. Recuerdo que, en la antigua Grecia, les dió por presentar a cada niño recién nacido a un comité. Este comité evaluaba la belleza del bebé. Si el bebé satisfacía los "requisitos de calidad", pues se lo daban a sus papás. Pero si no… se lo llevaban al monte más alto que había y desde ahí lo despeñaban… (Suerte que no nací en esa época, ya me hubieran aventado de ahí unas 500 veces ) Pues hagan de cuenta que así estamos: si el bebé está sano, lo dejamos nacer, si no, ¡pa’ fuera! y como que tampoco es justo.

Que porque arruina el proyecto de vida de la madre, ¡pues qué poca ídem! Oigan, si no quieren tener bebé en ese momento, pues mejor que se cuiden de la mejor manera, ¡pero no maten al chiquito! ¿qué culpa tiene?.

Pues por donde lo veamos, el aborto está mal. Todas las leyes del mundo (civiles, penales, religiosas) nos dicen que matar está mal, y esto, donde lo vean es un asesinato. Los del PRD dicen que no es aborto, sino "interrupción del embarazo". A esto, en palabras cultas, se le llama "dorar la píldora", o lo que es lo mismo, vernos la cara de "bovinos". La definición de aborto, en cualquier diccionario, ya sea nuevo, ya esté todo ruco y con las hojas amarillas dice:

Aborto:

Acción de abortar

Abortar:

Parir antes de tiempo (por lo general, cuando el producto aún no es capaz de subsistir fuera del vientre materno… esta nota es mía).

Así que, de acuerdo con las definiciones anteriores, si el producto sale antes de las doce semanas de gestación, pues es un aborto y fin de la discusión.

También los del PRD dicen que no están promoviendo el aborto. Bueno, directamente no… indirectamente, pues ahí sí lo están promoviendo. Es como un mensaje subliminal: el consciente no lo capta, pero el inconsciente sí, y ahí es donde todo se arruina.

Seguramente me van a salir ahora con que: "¡Es que te estás dejando llevar por tus creencias religiosas!". Efectívamente, soy creyente (creo que soy el primer rockero que admite su fe católica abiertamente, a ver si no me quitan la risa), pero esto no es algo privativo de la religión católica: no conozco una sola religión en el mundo (por lo menos dentro de las religiones históricas: cristianismo, budismo, el islám, el judaísmo, el shintoismo, etc, etc, etc) que vea con buenos ojos el aborto. Y si lo hace, pues habría que cuestionar sus bases morales.

También seguramente, los del PRD (como buenos comunistas) me van a decir: "¡Es que la religión es el opio del pueblo!" ¡Muy bien! No lo veamos desde el punto de vista religioso. Usemos la ética entonces: ¿Es éticamente correcto matar a alguien? No, ¿verdad? De ninguna manera será eticamente correcto quitarle la vida a otra persona. Existe un atenuante, que es la defensa propia, pero sólo aplica cuando ya no queda de otra, pues la vida propia corre semejante peligro y esto es de "o tu, o yo" y ni modo… Bueno, a ver si no me salen ahora con que "La ética es la marihuana de las masas"…

Y también me dirán: "¡Eres un machista! ¡Estás en contra de que las mujeres ejerzan su derecho de decisión!" ¡MOMENTO!. Yo estoy A FAVOR de los derechos de las mujeres. Créanme que, desde esta tribuna, SIEMPRE he defendido a las mujeres. Inclusive, he llegado a externar mi desacuerdo a que no haya mujeres ordenadas dentro de la iglesia católica (lo acepto, pero no estoy de acuerdo). Si una mujer se quiere pintar el pelo de "equis-ye-zeta" color, pues está en su derecho de decisión, que si se quiere levantar a las diez de la mañana y desayunar huevos con jamón, ¡pues está en su derecho y en su libertad de decisión! Pero como dijo el filósofo: "La libertad propia termina cuando empieza la libertad de los demás". Parafraseando: "Los derechos propios terminan cuando empiezan los derechos de los demás" y ajustando al tema "El derecho propio a decidir termina cuando empieza el derecho a la existencia de los demás".

Como ya pudieron darse cuenta, soy complétamente anti-abortista, pero si piensan que me voy a poner a aplaudir como foca todas las cosas que hacen los grupos anti-abortistas, ¿qué creen?…
¡¡¡ERROR!!!
También para ellos tengo una lata de patadas con su nombre.

Y el primero en mi lista es Jorge Serrano Limón: un tipo verdaderamente nefasto. Si buscamos la definición de la palabra "fariseo" en un diccionario, aparece su foto ahí. Es de las personas que les encanta gritar a los cuatro vientos que son muy creyentes, que les gusta pararse en las iglesias y ponerse a rezar donde los vea todo mundo, no con el fin de dar un ejemplo, sino de que los alaben y digan "¡Órale! ¡Este cuate sí que es creyente! ¡Chido por el!" Bien nos decía Jesús que nos cuidáramos de esos hipócritas que les gusta pararse en las plazas para que todos los alaben y los admiren.

Sin embargo, toda esta "religiosidad exacerbada" no es más que una máscara, pues el señor no es tan bueno como dice ni tiene el alma tan limpia como aparenta: resulta que, hace algunos años le encontraron una tienda de tangas… y quién sabe si nada más eran tangas lo que vendían ahí o era una "sex-shop" completita donde qué no nos encontraríamos ahí (comentarios, en voz baja, por favor). Al poco tiempo después le encontraron otra cosa más grave: resulta que, en algunos de los centros de "Provida" donde se supone se les ayuda a las mujeres embarazadas a que no tomen la decisión de abortar, y que según también se les apoyaba económicamente; pues que ahí se practicaban abortos (lo primero que critica, lo primero que hace). Cuando fueron a buscar a Serrano Limón para que aclarara el asunto), pues salió huyendo. En realidad lo anterior nunca se le pudo comprobar a ciencia cierta, pero como dice el refrán: "El que calla, otorga".

Y todavía queda una cosa más de este angelito: Está sancionado con una inhabilitación por diez años (creo) por andarse claveteando el dinero destinado a organizaciones no gubernamentales… ¡Pero eso sí! ¡Vamos a misa todos los domingos con rosario en la mano! ¡Hacemos campañas afuera de los hospitales del D. F. para evitar que las mujeres aborten! ¡Hacemos el escándalo pidiendo los cadáveres de los niños abortados para darles cristiana sepultura! El segundo punto está bien, todos tenemos derecho a manifestarnos (y este derecho lo estoy ejerciendo justo en este momento) Pero ese "señor" no tiene ninguna autoridad moral para decirnos qué está bien y qué está mal.

También los jerarcas mexicanos de la Iglesia Católica se equivocaron muy feo: primero amenazaron con excomulgar a todos los legisladores que votaran a favor de la legalización del aborto. Después salió que en el Código de Derecho Canónigo (CDC para abreviar) sólo tenía contemplara la excomunión para las mujeres que abortaran, no así para los legisladores que votaran a favor de una ley que apoyara el aborto… lo anteriór salió a colación porque Marcelo Ebrard se le salió lo gallo y retó a las autoridades eclesiásticas para que le enseñaran su trámite de excomunión. Y salió directo del Vaticano que no había ningún proceso de excomunión contra Marcelo ni contra los legisladores…

¡¡¡OSEAJELOOOOOOU!!! ¿Que no revisaron los obispos primero el CDC para ver si aplicaba la excomunión a los legisladores? Es como si un juez penal dictara sentencia por un delito "X" sin consultar previamente el código penal, o sea, una barbaridad. Tal parece que en la jerarquía católica sigue la tendencia de lanzar castigos por cualquier cosa y no de mostrar una cara bondadosa: Se van por un argumento más o menos así:

"¡Si haces esto te vamos a excomulgar!… ¡Y Dios te va a castigar!… ¡Y te vas a ir al infierno, donde te rostizarás por los siglos de los siglos!… ¡Y se te va a aparecer Batista, y te va a aplicar ocho mil desnucadoras!"…

…y que me perdonen, pero este método no funciona. Muchas veces ha dicho mi mamá (y estoy de acuerdo con ella) que los sacerdotes necesitan que se les enseñe psicologia, dentro de todas las materias que llevan en el seminario. Y yo le agregaría "pedagogía", la ciencia de la enseñanza. (En un futuro les platicaré por qué opino esto, por lo pronto, regresemos al tema)

De aquí deducimos que la jerarquía nada más critica, pero no ha dado ninguna solución al problema: ¿Por qué no en vez de estar lanzando excomuniones, se ponen a crear centros de ayuda para mujeres embarazadas o promocionan los que ya tienen?. Seamos parte de la solución, no del problema.

Y ahora, con ustedes la solución maravillosa y utopica: ¿quieren que ya no haya abortos, ya sean legales o clandestinos? Pues acaben con una de las causas principales: la pobreza. Muchas mujeres abortan clandestinamente porque no tienen los medios para subsistir. "Si no tienen para uno, menos para dos". Yo no sé por qué el PRD no ha hecho nada por acabar con la pobreza, siendo que uno de sus lemas es "Primero los pobres"

Con todo este "relajito" se puso otra vez en evidencia que la sociedad está polarizada: no hay un punto medio, no existe el "centro". Aquí, o eres de la "ultraderecha" o eres de la "izquierda radical, entiéndase comunista". Aquí hay gente que estaría feliz viviendo en un estado teocrático, respetando al pie de la letra todas las tradiciones heredadas desde hace siglos y ¡pobre del que se atreva a cuestionarlas! porque le va como en feria; y también hay gente que viviría feliz en un estado controlado totalmente por el Estado (valga la rebuznancia) sin religión, ni ataduras ni obligaciones. Y así no vamos a llegar a ningún lado

Todo este choque se debe a que la derecha y la izquierda tienen temas prioritarios diferentes (aunque complementables). Para la derecha, el tema fundamental es la vida, mientras que para la izquierda, el tema fundamental es la libertad. Darle preferencia a una sobre la otra está perfectamente mal hecho. Los dos temas deben ser fundamentales al mismo tiempo para cualquier corriente de pensamiento. ¿De qué me sirve ser libre, si cualquier tipo me puede matar porque tiene la libertad de acabar con mi vida? ¿Y de qué me sirve estar vivo, cuando soy un esclavo?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s