Noticias y política

En su aniversario, el país dividido

 

Pues se acerca un aniversario más del inicio de la Guerra de Independencia contra España. Esa guerra iniciada por el Cura Miguel Hidalgo y Costilla, continuada por el Padre José María Morelos y Pavón, mantenida viva por Francisco Javier Mina, Pedro Moreno y Vicente Guerrero, y finalmente consumada, el 27 de septiembre de 1821, por Agustín de Iturbide…

Un aniversario más, en donde se supone que todos los mexicanos nos debemos sentir felices y orgullosos de serlo (total, tenemos otros 364 días para no hacerlo [sarcasmo]), sin embargo… es ahora cuando veo a mi país más dividido que nunca.

Sí. El país está dividido en gente increíblemente rica (Slim) y gente exageradamente pobre; en gente que quiere cambios a toda costa, y en gente que no quiere que las cosas cambien; en gente inocente y en gente sinvergüenza que anda muy campante por la vida; en gente de extrema derecha, y gente de extrema izquierda…

… y prácticamente desde el tres de julio del año 2006, el país se ha dividido en gente que no acepta un resultado electoral que no le fue favorable, y que insiste en que hubo trampa, fraude, chanchuyo y cochupo; y gente que cree que fue un proceso limpio y un resultado legal. Quienes se encuentran en el primer grupo, simple y sencillamente se han limitado a mostrar su odio hacia quien ganó las elecciones (aunque no es precísamente una "blanca paloma") y se niegan a aceptar las "ofertas de paz" que les han ofrecido. Y los que están en el segundo grupo, quieren jalar agua para su molino y aprovecharse de la situación.

De todo esto, ya pasó más de un año. Sin embargo, el primer grupo sigue empeñado en mantener fresca la "herida": en lugar de prepararse y ser una oposición inteligente; tal parece que se han propuesto ponerle piedras en el camino a los de enfrente nada más porque "les caen mal". Han adoptado actitudes dignas de un niño berrinchudo: en la recepción del Primer Informe de Gobierno de Felipe Calderón, decidieron "por sus pistolas" abandonar la sesión, pues no podían soportar el compartir el recinto y el oxígeno con el "espurio, traidor a la patria, tramposo, ultraderechista y capitalista a ultranza de Calderón".

Creo que acabo de descubrir otro motivo por el cual no quieren hacer las paces: "Calderón es de la derecha, es un capitalista… y nosotros somos comunistas: ¡VIIIVA EL COMUNISMO! ¡VIVA MARX! y detrás un coro de gente gritando: "¡CO – MU – NISMO! ¡CO – MU – NISMO! ¡CO – MU – NISMO! ¡CO – MU – NISMO! ¡CO – MU – NISMO!" o bien, cantando "¡Somos comu – nis – tas! ¡Somos comu – nis – tas! ¡Somos comu – nis – tas! ¡Somos comu – nis – tas! ¡Somos comu – nis – tas! (cántese con ritmo de conga).

No crean que lo anterior lo estoy diciendo a lo idiota: En el PRD hay gente que se ve cláramente que es comunista, con todo y que la ideología principal del partido es el socialismo. Algunos de ustedes me dirán que socialismo y comunismo son lo mismo: Pues sí… y no. Estas dos ideologías comparten las ideas del Marxismo, sin embargo el comunismo es la aplicación radical de estas ideas, mientras el socialismo… o mejor dicho, la socialdemocracia, es una aplicación moderada de las ideas marxistas. Por ejemplo, mientras que el comunismo prohibe la propiedad privada, la socialdemocracia la permite, con un cierto control del estado. El comunismo y la socialdemocracia, son dos de las tres ramas que componen la izquierda política. La otra rama es el anarquismo. Para ampliar más este conocimiento les dejo los siguientes enlaces de la Wikipedia:

  1. Izquierda
  2. Comunismo
  3. Socialdemocracia (socialismo)
  4. Anarquismo

Y en el segundo grupo (que mencioné líneas arriba) están los grupos de la derecha moderada y la ultraderecha: grupos como "El Yunque" que no quieren que las cosas cambien, que están necios con imponer cierta "moral" (como si ellos fueran muy rectos) y que las tradiciones nunca cambien… e inclusive gente que cree que la pureza debe ser la virtud suprema, que "Dios sólo quiere a los puros, a los sin pecado ni mancha"… y que ellos "son un ejemplo de pureza para los demás" (¡Síiii, claaaaaarooo…!). Gente que estaría a gusto en un estado teocrático, o en un estado donde la propiedad privada haga y deshaga a sus anchas.

Una división que ha ocasionado que, los encargados de hacer las leyes, nada más no se pongan de acuerdo; pues cada grupo quiere jalar agua para su molino y ver cómo sale beneficiado: grupos que quieren meterle impuestos hasta al oxígeno (o lo que sea) que respiramos, grupos que quieren que se vayan los consejeros del IFE (haciendo de ellos "chivos expiatorios" del supuesto fraude), grupos que quieren que se aplique el "voto × voto" (lo cual es una buena idea, para evitar relajitos como el del año pasado)…

¿Y el país? ¡Muy bien, gracias! ¡No comió! Mientras que se están agarrando a patadas en los callos en el Congreso de la Unión, o haciendo sus berrinchitos y negarse a recibir al presidente, nomás porque "no es de su liga", el país se muere de hambre, de pobreza, de sed (debido a la escaséz de agua), de inseguridad (el "narco" sigue tan campante, a pesar del éxito de algunos operativos".

Ahora que mencionaba la inseguridad, el punto que ha generado gran controversia es la intervención del Ejército en el combate a la delincuencia organizada, tarea que le corresponde a la PFP o a la AFI. En realidad no puedo decir que quienes no quieren esto (la izquierda, para ser más exactos) estén locos, y tengo que decir que su miedo está justificado, pues fue así como surgieron los "gorilatos" (gobiernos militares) en Argentina, Uruguay, Chile y Perú en la década de los 70: Uno de los primeros pasos en la estrategia del poder militar es el de desatar la delincuencia. Cuando la desesperación llega al cuallo de los habitantes, todo mundo empieza a clamar por el "orden". Lo piden a gritos. En ese momento surgen las fuerzas armadas con carácter de verdaderos ángeles de la guarda y, a punta de balazos, torturas, muertos y desaparecidos (pues de otra forma no pueden) debilitan una forma de terror, pero implantan otra. El siguiente paso en esta estrategia es el golpe de Estado, o el "caderazo": con el pretexto de que "los civiles son incapaces de gobernar, pues, ¡quítate, quítate que ái te voy!" (Lo anterior lo tomo del libro "Mi Querido Nino: La palabra de una mujer sin ataduras", escrito por Catalina Noriega en el ya lejano año de 1997, y publicado por Editorial Grijalbo).

Y ya para terminar, voy a decir lo que he estado diciendo en otros editoriales: "Mientras la izquierda siga creyendo que la derecha es el origen de todo lo mano, y la derecha siga asumiendo que la izquierda es fruto del Anticristo; no vamos a llegar a ningún lado". A ver si ya les va cayendo el veinte, por favor…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s