Fanfics

Una sombra cae… el fanfic.

Capítulo 82: La batalla final contra Verse.

Ante los ojos de todos, los pedazos de lo que alguna vez formaron parte de Necalli se volvieron como lodo y se reunificaron, volviendo a formar al ser. -Bien hecho, mi fiel sirviente -le dijo Verse a Necalli-. Has cumplido con tu misión. Ven, que tu amo te recompensará.
-Sí… amo -contestó Necalli, mientras se elevaba y se dirigía hacia Verse, quien lo absorbió.
-Así que esa cosa trabajaba para el grandote ese… -observó Blue Púnisher.
-Ahora… -habló Verse-, sientan la ira… ¡¡DE VEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEERSE!!

(Lean lo siguiente escuchando “Fish On”, de Lindemann.)

Verse creó una barrera de puños con la cual, literalmente, bombardeó a todos. -¡¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAARRRRRGHHH…!!!
-¡Este es el rival más fuerte al que me he enfrentado en mi vida! -admitió Ryu.
-Yo también -se unió Kyo.
-Y yo -también dijo Jin.
-No importa… por el bien del mundo, tenemos que detenerlo -dijo Ken.
-¡Sí! -exclamaron Ryu, Jin y Kyo al mismo tiempo.

Los cuatro atacaron a Verse al mismo tiempo. Kyo le tiró su golpe flamígero, mientras Jin revoloteó alrededo disparándole su rayo ocular. -¡¡SHORYUKEN!! -gritaron Ryu y Ken al mismo tiempo e intentaron golpear a Verse, pero éste levitó, haciendo que los cuatro chocaran entre ellos. -¡MALDICIÓN! -exclamó Ken. Verse creó una bola de fuego y con ella atacó a los cuatro.

Guile intentó golpear con sus combos a Verse, pero éste lo despachó con el mismo resultado. Heidern intentó lo mismo, y también fue derrotado. Cammy y Nash atacaron en conjunto, pero no le hicieron nada a Verse. Wolfmann quiso golpearlo con sus tonfas, pero una patada de mula le cortó las aspiraciones. Ralf y Clark siguieron en la lista, con el mismo resultado. Leona se aproximó moviendo sus brazos, pero Verse la tomó por el cuello y la alzó. -¿Qué ocurre, hija? -le preguntó Verse, con la voz de Gaidel, su padre.
-¿P-p-p-padre…? -musitó Leona, incrédula.
-Siempre… te he estado vigilando -le dijo Verse-. Únete a mí, y seremos invencibles.
-¡NO LO ESCUCHES, LEONA! -gritó Ralf-. ¡¡ES UNA TRAMPA!!
Leona escuchó a Ralf. -¡¡NUNCA!! -le contestó a Verse.
-Entonces… ¡¡MUERE!! -gritó y estampó a Leona contra el suelo.

Ángel, Hyacint, R.Mika, Laura, Gunlock, Zangief, Blue Púnisher y El Rockero entraron en acción, pero igualmente fueron derrotados. Todavía los Castillo ofrecieron algo de resistencia. El Rockero tomó a Verse en una “toma de réferi” -¿Cómo te atreves a levantarle la mano a tu padre? -habló Verse, usando la voz del General Castillo.
-¿Papá…? -preguntó El Rockero, pero de inmediato reaccionó y sacudió la cabeza. -¡¡NO CAERÉ EN TUS TRUCOS!!
Verse se limitó a patearlo en el estómago, tomarlo con un candado invertido, alzarlo “en bandera” y le aplicó un “Brainbuster” (movimiento parecido al súplex, pero que, en lugar de castigar la espalda, castiga la nuca y la espalda alta).
-¡¡MISERABLE!! -gritó Blue Púnisher-. ¡¡PUÑO DE HIERRO!!
Verse anuló ese ataque con una bola de fuego -¡No le levantes la mano a una mujer… y menos a tu esposa! -ahora Verse usó la voz de Laura Díaz, la esposa difunta de Púnisher.
-¡No soy tan tonto como para caer en ese juego! -contestó Blue Púnisher.
-Eres tan ingénuo como tus compañeros -le dijo Verse, mientras lo arrollaba con una tacleada.

-¡¡YA BASTA!! -gritó Kazuya-. ¡¡YO TE PONDRÉ UN ALTO!!
-¡¡NI SI QUIERA LO INTENTES!! -le dijo Verse, con la voz de Heihachi.
-¡¿QUÉ…?! ¡¡ERES TÚ!!
-Sí… Bison me mató, ahora estoy prisionero aquí.
-¡¡NO ME ENGAÑAS CON ESO!!
Verse sonrió y golpeó a Kazuya.

Kasumi, Ayane, Hayate y Hayabusa atacaron a Verse, pero éste se deshizo rápidamente de ellos, haciéndolos caer maltrechos. -¿Por qué me atacan? -les preguntó Verse, usando la voz de un hombre conocido como Shiden.
-¡¿PADRE…?! -exclamaron Kasumi, Ayane y Hayate.
-Esa yo no me la creo -declaró Hayabusa-. Shiden-sensei sigue vivo.
-¡¡GRAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAH…!! -gritó Verse y lanzó varias bolas de fuego hacia los shinobi.

Iori intervino y lanzó su flama violeta a ras de suelo. Eso no inmutó a Verse y lo pateó directo a una pared. -¡¡TÚ NO ME SORPRENDES!! -gritó Álex, mientras corría e intentaba dar un golpe de antebrazo, pero Verse lo tomó por el brazo y lo arrojó lejos. Ibuki saltó y lanzó sus kunai, pero ni siquiera alcanzaron a tocar a Verse, pues quedaron derretidos. -¡¡YA ME HARTÉ DE USTEDES!! -gritó-. ¡¡¡ES HORA DE QUE MUERAN!!!

Generó una serie de puños de fuego y los lanzó contra el grupo. -¡¡NOOOOO!! -gritó Chizuru-. ¡¡NO DEJÁRE QUE LES HAGAS DAÑO!!
Chizuru alzó los brazos y generó un campo de energía que protegió al grupo. Ryu se levantó al ver esto. -¡¡¡HADO KAKUSEEEEEEEIIII!!! ¡¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAHHHHHH!!! -gritó Ryu, y se volvió a transformar en su versión más poderosa. -¡¡ES HORA DE TU FIN!! -gritó y saltó hacia Verse, asestándole un puñetazo que lo hizo trastabillar.

Ryu siguió golpeándolo hasta tirarlo. -¡¡ESO ES!! -exclamaron Ken, Kyo y Iori.
-¡¡TATSUMAKI SEMPUU KYAKU!! -gritó Ryu, mientras pateaba a Verse en el tronco. -¡INCREÍBLE! -admitió Hayabusa.
-¡Es tuyo! -animó Laura.
Ryu continuaba su ataque y derribó a Verse con un “Shoryuken” -¡¡SÍIIII!! -gritaron todos.

Verse cayó, maltrecho. -Impresionante… -admitió-. Eres el primer mortal que logra lastimarme… ¡¡PERO NO ES SUFICIENTE!! -gritó, al tiempo que lanzaba una lluvia de bolas de fuego contra Ryu.
Éste intentó evitar las más que pudo, pero algunas sí lo golpearon. -¡¡AAAAARRRRRGGGGHHH…!!
Verse se aproximó y pateó a Ryu en las costillas, elevándolo. Flotó y lo golpeó con un “axe handle”, haciéndolo chocar y hasta rebotar contra el piso. -¡¡RYU!! -gritó Chun-Li.

Por increíble que pareciera, Ryu se levantó y contestó los ataques con una serie de golpes y patadas que conectaron en el blanco. Verse tampoco se rindió y contraatacó con golpes, tanto de sus manos “naturales” como de las manos de fuego que tenía a los costados. Con una de esas manos agarró a Ryu por el tronco y lo estrelló varias veces contra el piso, para después lanzarlo contra la pared. Eso no fue suficiente para detener a Ryu, quien se incorporó y volvió a atacar a Verse, con una serie de puñetazos. -¡¡¡SHIN…!!! (golpeó a Verse en el estómago con el puño izquierdo) ¡¡¡SHOOOOOOOORYUUUUUUUKEEEEEEEEN!!! (golpeó a Verse en la quijada y lo mandó hacia arriba. Ryu saltó. -¡¡¡SHIN TATSUMAKI SEMPUU KYAKU!!! -gritó, mientras giraba a gran velocidad sobre su eje vertical y pateaba a Verse en cada giro.

Verse cayó, maltrecho. -¡BIEN HECHO, RYU! -felicitó Ken.
-Aún no está terminado -contestó Ryu, mientras señalaba a Verse, quien se levantaba lentamente.
-¡Grrrr…! ¡Malditoooo…! ¡¡¡MALDITOOOOOOOOOOOOOO!!! -gritó Verse, mientras flexionaba los músculos y lanzaba un aura de energía a su alrededor que derribó a casi todos. -¡¡¡NO CREAS QUE HAS GANADO…!!! ¡¡ES IMPOSIBLE…!! ¡¡DERROTAAAAR…!! ¡¡¡A VEEEEEEEEEEEEEEEEEEEERSE!!! -gritó, mientras se deslizaba hacia Ryu con intención de taclearlo.
Ryu no se sorprendió y se colocó en posición. -¡¡SHIIIIIIIIIN…!! (acumuló energía en sus manos) ¡¡¡HADOOOOOOOOOOOOOKEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEN!!! -gritó, mientras lanzaba un rayo de energía qi de sus manos que impactó en Verse… pero no lo detuvo.
-¡¡DUBUZUBUGEVAAAAAAAAAAAAAAAH…!! -gritó, mientras continuaba avanzando en dirección a Ryu, sobreponiéndose al ataque poco a poco.
-¡¡GRAAAAAAAAH…!! -exclamó Ryu, mientras aumentaba la presión con el ataque, pero no lograba contener el avance de Verse.

-¡TENEMOS QUE HACER ALGO! -pidió Nash.
-¡¿Pero qué?! -preguntó Guile.
-¡TODOS! ¡ESCÚCHENME CON ATENCIÓN! -les dijo una voz que hablaba directo a su cerebro.
-¿Eh…? ¿Dhalsim? -preguntó Cammy, identificando la voz.
-Sí, Cammy. Me estoy comunicando con ustedes por telepatía. No quiero que Verse se entere de lo que tengo planeado. -contestó Dhalsim.

(La siguiente conversación ocurrió por vía telepática)

-¿Qué quieres que hagamos? -preguntó Blue Púnisher.
-Primero, todos corran y formen un círculo alrededor de Ryu y de Verse -pidió Dhalsim.
-¡¿QUÉ?! -exclamaron a coro todos, vía telepática.
-¡Háganlo! -ordenó Dhalsim, imponiéndose por primera vez en su vida.

El grupo obedeció y rodeo a Ryu y a Verse. -¿Y ahora? -preguntó Guile.
-Ahora, quiero que todos nos tomemos de la mano para cerrar el círculo. -contestó Dhalsim.
-¡¿QUÉ?! -exclamó El Rockero.
-¡UN MOMENTO, ANCIANO! ¡¡NO ES MOMENTO DE PONERNOS A JUGAR A LA “DOÑA BLANCA”! -protestó Blue Púnisher.
-¡¡¡HÁGANLO!!! -ordenó Dhalsím, con un tono de molestia.
-¡Está bien! ¡Está bien! -contestó Blue Púnisher, de mala manera.

Cuando todos estuvieron tomados de la mano, Dhalsim volvió a hablar. -Pongan atención. Quiero que vacíen su mente de todo pensamiento y toda emoción. No quiero que piensen en nada ni que sientan nada, en especial ningún sentimiento negativo: odio, ira, remordimiento, orgullo. No sientan ni piensen en nada. Ignoren la batalla que está ocurriendo frente a ustedes. En su momento ayudarán a Ryu, pero ahora, concéntrense… No sientan nada ni piensen en nada… sólo concentrense en mi voz.

El grupo cerró los ojos, y tomados de la mano, fueron eliminando sentimientos y pensamientos como ira, miedo, orgullo… Conforme iban eliminando esos pensamientos, un aura azulada los iba rodeando, y estaban acumulando una energía muy parecida al “Poder de la Nada”. Mientras tanto, Ryu seguía conteniendo el avance de Verse, aunque ya le flaqueaban las fuerzas y colocó una rodilla en tierra para apoyarse. -No.. me puedo… rendir… -musitó-. No… me debo… rendir ahora.

En eso, el grupo abrió los ojos y gritó al unísono -¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAHHH!!
Los ojos de todos brillaban con destellos azules y blancos, como Ryu, y estaban rodeados por completo con un halo de energía azul y blanca. Verse se dió cuenta. -¡¿QUÉEEEEEEE…?! -gritó.
-Ahora -continuó Dhalsim por vía telepática-. Necesitamos que alguien lleve toda esa energía que han acumulado directamente a Ryu, sin desbaratar el círculo.
-Pero… ¿quién? -preguntó Guile
-¡Yo lo haré! -se ofreció Nash.
-¿Y cómo lo harás? -le preguntó Cammy.
-Tengo un buen método para hacerlo -contestó Nash-. Puedo usar la gema que tengo en la frente.
-¡PERFECTO! -aplaudió Ken.
-Pongan atención -habló Dhalsim-. Lleven toda la energía que tengan acumulada a Nash.

Así lo hicieron y se vió como el halo se concentraba única y exclusivamente en Nash. -¡AHORA! -gritó Dhalsim.
-¡¡GRAAAAAAAAAAAAAAAAAAHHHH…!! -gritó Nash, mientras un rayo de energía azul y blanca salía disparado de su gema y le dió a Ryu… pero… en vez de derribarlo… lo fortaleció.
-¡¡¡GUAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAARRRRRGH!!! -gritó Ryu, mientras aumentaba su tono muscular y lentamente se ponía de pié. -¡¡GRACIAS, CHICOS!! ¡¡¡HADOOOOOOOOOOOOOOKEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEENNN!!!
-No… ¡NO…! ¡¡¡NOOOOOOOOOOOOOOOO…!!! -gritó Verse, al verse superado por el “Shin Hadoken” de Ryu. -¡¡AAAAAAAAAAAAAAAAARRRRGGGHHH…!!!
-¡¡GRAAAAH…!! -exclamó Ryu, mientras elevaba a Verse con ayuda del “Shin Hadoken”, al mover sus manos. -¡¡¡SE ACABÓ!!! -gritó y envió más energía a Verse a través de sus manos.
-¡¡¡YIAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAARRRRRGGGHHH…!!! -gritó Verse y explotó en mil pedazos.

Una buena cantidad de seres traslúcidos salieron de la explosión: eran las almas de todos los peleadores que había absorbido Necalli, de los que había matado Bison, y de los que habían caído ante Verse. Ryu perdió su transformación y cayó rendido en el piso, junto con los demás. -Creo que… por fin… esta pesadilla ha terminado… -musitó Chun-Li.
-Tú… lo has… dicho -concordó Cammy.
Poco a poco, todos se fueron levantando. -Bien… parece que ya podemos decir… misión cumplida -observó Guile.
-Si es que no pasa algo imprevisto -dijo Nash.

En eso, quedó flotando algo que tenía forma de ser humano, formado por un material luminoso, el cual cayó al piso. Iori, Kyo y Chizuru se acercaron a él. -Yo… soy… Orochi… -se presentó a duras penas el humanoide.
-Sí, lo sabíamos -contestó Kyo-. Lo sentí cuando explotó el ser extraño hace poco.
-Parece que no puede mantener un cuerpo estable sin un catalizador -observó Iori, irónico.
-Pues no tengo ninguna intención de mostrar piedad con esto -indicó Kyo, señalando a Orochi.
-Sí -afirmó Chizuru-. Deshagámonos de él antes de que se recupere por completo y vuelva a darnos problemas.
-Lo mataré rápidamente -declaró Iori, levantando su mano derecha hacia Orochi. De su mano salió una flama violeta.
-Adiós -dijo Kyo, también levantando su mano derecha y saliendo de ella una flama roja. -Vuelve a dormir, hasta el fin del mundo.
Chizuru levantó las dos manos y juntó una esfera de energía blanca. Los tres lanzaron esas flamas y esa energía hacia Orochi, quedando sellado nuevamente. -Se terminó, Orochi -dijo Chizuru-. Hasta que los tiempos terminen, vuelve a molestarnos.

De repente, un temblor se sintió por toda el Cuartel General de Shadaloo. -¡¿QUÉ RAYOS…?! -exclamó Álex.
Unos enormes trozos de fierro retorcido comenzaron a caer del techo. -¡¡EL LUGAR SE ESTÁ CAYENDO!! -exclamó Laura.
-¡Debió activarse un mecanismo de autodestrucción al ya no detectar la presencia de Bison! -aventuró Nash.
-¡¡¡ESTO SE VA A A DESCONTROLAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAR!!! -gritó El Rockero.
-¡¡¡¡VÁMONOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOS!!!! -gritó Blue Púnisher.

Chun-Li tomó entre sus brazos a Li-Fen y, junto con los demás, corrió hacia la salida del cuartel.

Anuncios

Un comentario sobre “Una sombra cae… el fanfic.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s